''Hasta el Faro brillaba distinto...'' por Andrés Cañadas

08/09/20 Cofrademanía A. Cañadas

Corría el mes de septiembre de 1999, hace ya la friolera de 21 años, y estábamos a punto de iniciar nueva -y primera- temporada en aquella televisión local nacida en Jerez por entonces, llamada Ondavisión, después reconvertida en Localia.

Septiembre entraba cargado de ilusiones de cara a la nueva programación, y gracias a la iniciativa del director de la emisora, el bueno de José Luis Zarzana, en la misma se incluía la presencia de un programa de cofradías llamado ‘Cruz de Guía’, que pretendía intentar convertirse en la versión televisiva del imborrable programa del mismo nombre, creado en Radio Jerez décadas atrás, por el no menos inolvidable Manuel Fernández Peña.

El equipo, de lujo, como todos los que me han acompañado en la andadura cofradiero-informativa que comencé en Cope en 1992, contaba con una realización en la que se alternaban Loli Argumedo,  José Juan Rojo y Juanlu Matos, bajo la atenta e inquietante mirada ‘sonora’ de Manolo Gil, y la colaboración imprescindible de mi ‘compare’ Manolo Jaén. Además, los cámaras eran Asenjo, Miguel Ángel, ‘Juanaco’ y Juan Peña, así que con semejante alineación, lo tuvimos claro, y decidimos hacer aquello de ‘cofrades a la calle...’ que dos décadas después ha popularizado ‘Angelito el aguaor’.

Nacía septiembre, y como una de nuestras primeras aventuras, ‘Antoñito’ y servidor decidimos hacer un reportaje especial que contara cómo se vive el día 8 del mes de la vendimia tanto en El Puerto de Santa María como en Chipiona. Una jornada especial, rematada con una tarde más especial todavía, en la que la Virgen de los Milagros y la Virgen de Regla, regalaban sus presencias eternas a portuenses y chipioneros, entre la admiración de cuantos foráneos, cada año, no dudaban en rendir visita también a estas dos Patronas históricas.

Tarde de helados junto a las procesiones, y de terrazas llenas de gente, y de trasiego constante de público, y de marchas y de inciensos… y noche de refresco y copa, y de primeras rebecas a la hora del poniente largo, y de ceras ardiendo delante de las imágenes, y de bullicio con sabor a ‘recogía’, tanto frente a la ‘Prioral’, como delante del convento de los franciscanos, que esta maravillosa provincia gaditana tiene junto al mar…

Eso sí, como testigo mudo de aquella aventura de trípode y cámara, el Faro de Chipiona, vigilando nuestras grabaciones, y también, nuestro viaje por carretera de una localidad a otra. Por eso, cuando en la pasada medianoche, el amigo Miguel Patino nos envió desde la patria chica de Rocío Jurado la foto que ven, del faro que eleva su mirada hacia las nubes, con el comentario que forma el titular de este artículo, no pude por menos de estremecerme, ante lo que esta jornada feliz toda la vida, guarda de triste para quienes hoy no verán a sus devociones en la calle.

Esas mismas a las que pido ahora en silencio por todos los que sufren, por todos los que este martes se quedan con las ganas de acompañar a su Patrona, por todos los que siguen peleando contra este puñetero virus que nos ha cambiado la vida… y también por todos los que algún día formaron parte de aquel proyecto con aires de cofradías… que tuvo bautizo entre Salves, junto a las olas de nuestra bahía. 

Noticias Relacionadas

Pedales para Valentina

Cofrademanía

Pedales para Valentina

Cofrademanía | 06/08/22
Advertisement

Xerezmania Producciones S.L. ha sido beneficiaria del Fondo Europeo de Desarrollo Regional cuyo Objetivo es mejorar el uso y la calidad de las tecnologías de la información y de las comunicaciones y el acceso a las mismas y gracias al que ha implementado: Desarrollo de app móvil para la mejora de competitividad y productividad de la empresa. Esta acción ha tenido lugar durante 2018. Para ello ha contado con el apoyo del programa TICCámaras de la Cámara de Comercio de Jerez